Utilizando una centena de coqueros, escojemos y delimitamos parte de una duna al frente del mar, que hoy en dia es considerada la mas linda de la region de Canoa Quebrada.

Contacto con la naturaleza y total tranquilidad, son las sensaciones que mas queda en la memoria de los visitantes.

El viento llega constantemente del levante: es imposible no desear de concederse un tiempo para "reorganizar las propias ideas".

A hospitalidad es de tipo alternativo-familiar: inspirandose en una arquitetura arabe-mediterranea, construimos algunos chalets costantemente utilizados como morada para los inumerables viajantes del mundo, de pasaje... siempre en la busqueda del "lugar cierto".

Una antigua jeep de los años 70', antigua reliquia, nos lleva a pasear con emocion por las playas y dunas. Internet, libros, equipamiento de buzeo, cañas de pesca, tablas de surf y sandboard, son constantemente disponibles a los huespedes.

Organizamos tambien cenas con tema culinario international: un fogon bajo las estrelas, acompañada de guitarra y caipirinhas, muchas vezes bien escogida como la forma mas simple de concluir la noche... todos juntos y al mismo tiempo totalmente independientes, en la ocurrencia y voluntad...

 

 

Back